¿Por qué utilizar una pintura de calidad?

Cuando vamos a comprar pintura, nos encontramos con que en el mercado existen muchas marcas y muchos tipos de pintura en función de la finalidad de la misma. Un factor importante a tener en cuenta es la calidad de la pintura.

¿POR QUÉ?
Puede ser que alguna vez se nos haya caído una copa de vino en el salón y se ha llenado la pared de salpicaduras. Hemos intentado limpiar la pared con un paño húmedo, pero no sólo no hemos conseguido quitar las manchas, sino que se nos ha decolorado la pared…

Cuando pintamos una pared con una pintura plástica mate tradicional y recibe una agresión de sustancias como vino, tomate, rotulador, pintura de los niños…inmediatamente las absorbe y las manchas que éstas generan son casi imposibles de limpiar o lavar y solamente nos queda la opción de volver a pintar.

Hay en el mercado pinturas plásticas mate de alta calidad capaces de retrasar, y en muchos casos impedir la absorción de estas sustancias permitiéndonos lavar la pared antes de que penetre la mancha y sin que el color de la pared se resienta.

Hay que tener en cuenta que la resistencia a las manchas y los tiempos marcados para lavarlas, pueden variar en función del color de la pintura y del tipo de naturaleza particular de las agresiones sufridas.

Si elegimos una pintura mate de última generación, los resultados finales resultan mejores y más duraderos en el tiempo.